Información sobre el buen uso de los medicamentos en caso de ola de calor. AEMPS 2012

Ya estamos en verano y el MSSSI publica de nuevo las recomendaciones sobre medicamentos y calor, basadas en las que ha elaborado el Ministerio de Salud francés. En la misma página también se enlaza con el Plan de prevención de los efectos de las altas temperaturas

Entre las recomendaciones, se aconseja a los profesionales una serie de medidas que, aunque pueden servir para cualquier época del año, son de especial interés en esta época:
  1. Revisar la lista de los medicamentos de prescripción médica o de automedicación, utilizados por el paciente, e identificar aquellos que pueden alterar la adaptación del organismo al calor (ver tabla recapitulativa).
  2. Reevaluar la necesidad de cada uno de los medicamentos y suprimir cualquier medicamento que parezca ser inadecuado o no indispensable; en particular prestar atención a los pacientes mayores en tratamiento con medicamentos neurotóxicos.
  3. Evitar la prescripción de medicamentos antinflamatorios no esteroideos (AINE), especialmente nefrotóxicos en caso de deshidratación.
  4. En caso de fiebre, evitar la prescripción de paracetamol debido a su ineficacia para tratar la insolación y por el posible empeoramiento de enfermedad hepática, a menudo presente.
  5. Cuando se prescriba un diurético, se debe verificar que la ingesta de líquidos y de sodio están adaptadas.
  6. Recomendar a los pacientes que no tomen ningún medicamento sin consejo médico, incluidos los medicamentos sin receta.
Además, la página incluye recomendaciones para la buena conservación de los medicamentos, así como recomendaciones especiales para personas con trastornos mentales o que utilizan psicótropos y para aquellos que padecen patología cardiovascular, endocrina y uronefrológica. 

Publicado por Fernando Palacio