Seguridad del paciente y derecho a la asistencia sanitaria: consecuencias del RDL16/2012. Acciones de semFYC. Realidad actual. Entrevista a Luis Gimeno, coordinador nacional del GdT de Inequidades en Salud - Salud Internacional de semFYC, ponente en la XI Jornada de Seguridad del Paciente en Atención Primaria

Luis Andrés Gimeno Feliu es médico de familia en el Centro de Salud San Pablo de Zaragoza y coordinador nacional del Grupo de Trabajo de Inequidades en Salud - Salud Internacional de semFYC.

Este es el currículo que nos ha facilitado:

Especialista en Medina Familiar y Comunitaria del Centro de Salud San Pablo de Zaragoza. Doctor en Medicina. Trabajó previamente varios años en la República Democrática del Congo y en Vallecas. Actualmente combina su trabajo clínico con la docencia pregrado en la Universidad de Zaragoza. Sus principales áreas de interés son la salud internacional, las migraciones, los determinantes sociales de la salud y la multimorbilidad. Miembro del grupo de investigación EpiCrhon y de REDISSEC. Actualmente es el coordinador nacional del Grupo de Trabajo de Inequidades en Salud - Salud Internacional de la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria. Desde el año 2012 pertenece a REDER (Red de Denuncia y Resistencia al RDL16/2012). Cada día con más preguntas y menos respuestas. Ama el tiempo de los intentos.

En la XI Jornada de Seguridad del Paciente en Atención Primaria (Madrid, 20 de Mayo), presentará la ponencia "La seguridad del paciente y el derecho a la asistencia sanitaria: consecuencias del RDL16/2012 en la seguridad de los pacientes. Acciones de semFYC para paliar esta situación. Realidad actual."

Sano y salvo: ¿Cuál es su opinión sobre la temática planteada este año para nuestra jornada sobre seguridad del paciente?

Luis Gimeno: “Equidad, Salud Publica y Seguridad del Paciente” son tres elementos  íntimamente ligados a una práctica profesional de calidad. En muchas ocasiones, ideas bienintencionadas de mejora pueden acabar siendo realizadas con mayor intensidad sobre las poblaciones con mejor nivel de salud dejando de lado a aquellos colectivos en condiciones más precarias que podrían beneficiarse más de estas mejoras. De esta manera, es el propio sistema sanitario el que en ocasiones puede aumentar este “gap” de inequidad. Esta idea la popularizó hace años Julian Tudor Hart y creo que está vigente actualmente tanto en las actuaciones asistenciales como en la de promoción de la salud o en las políticas sanitarias. Dedicar unas jornadas (con su trabajo previo y posterior) a analizar y reflexionar sobre la seguridad del paciente, la Salud Pública y la equidad puede ayudarnos a disminuir estas diferencias injustas y evitables.

S. y s.: ¿Podría transmitirnos cuál será el núcleo de su ponencia?

L. G.: En nuestra ponencia vamos a recordar la repercusión que ha tenido y tiene la aplicación del RDL16/2012 (Real Decreto-ley 16/2012, de 20 de abril, de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y mejorar la calidad y seguridad de sus prestaciones) sobre las personas inmigrantes en situación administrativa irregular. Analizaremos como este RDL16/2012 ha supuesto una quiebra radical en nuestro Sistema Nacional de Salud, provocando una gran inseguridad sanitaria en cientos de miles de pacientes así como una gran arbitrariedad a la hora de recibir atención sanitaria de calidad. Mientras una de las prioridades de la OMS es amplicar la Cobertura Sanitaria Universal, en nuestro país, al menos 873.000 personas según datos del propio gobierno central han dejado de tener derecho a recibir atención sanitaria como el resto del la ciudadanía. No parece que aumente la seguridad de los pacientes (ni ahorre costes) que varios miles de diabéticos dejen de tener derecho del día a la mañana a un seguimiento y tratamiento de su enfermedad desde Atención Primaria y se les condené a recibir únicamente atención urgente ante las descompensaciones. Según un reciente estudio de varios profesores de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona, la aplicación del RDL ha supuesto un aumento de la mortalidad de un 15% entre los inmigrantes en situación irregular durante los primeros tres años de aplicación de esta Ley. Eso supone unas 70 muertes adicionales por año. Se expondrán las diferentes iniciativas que desde el primer momento ha desarrollado la  semFYC (Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria) para garantizar la atención sanitaria de este colectivo. Compartiremos las acciones de denuncia, de investigación científica, de colaboración con otras organizaciones e incluso de llamada a la desobediencia civil como elemento ético fundamental para garantizar la no discriminación de estas personas.

S. y s.: ¿Porque cree que es importante que le escuchen los profesionales que trabajan en Atención Primaria?

L. G.: Las y los profesionales que trabajan en Atención Primaria tenemos una posición privilegiada para detectar problemas de seguridad en salud en las actividades cotidianas. Millones de encuentros sanitarios se dan todos los años donde podemos observar las complicaciones derivadas tanto de nuestras propias intervenciones como desde las aplicadas desde otros niveles asistenciales. La longitudinalidad en la relación con los pacientes, sus familias y comunidades nos permiten detectar incidentes en su seguridad que nos ayuden a estudiar sus causas y poder crear las condiciones que los hagan más improbables.

S. y s.: ¿Cuáles son las claves que usted cree que es preciso destacar y transmitir a los profesionales de atención primaria para lograr un impacto real sobre la seguridad de nuestros pacientes?

L. G.: Las y los profesionales de Atención Primaria tenemos una gran capacidad de detección de incidentes y de estructuras que favorecen la aparición de problemas en la seguridad de nuestros pacientes. Tenemos la posibilidad de trabajar con otras estructuras del sistema sanitario como los hospitales para evitar su aparición. Asimismo tenemos la posibilidad de establecer un diálogo horizontal con pacientes y ciudadanía en general que permitan detectar y mejorar las situaciones que ponen en peligro la seguridad de la población. Para todo esto hace falta seguir mejorando en formación, sensibilización, disponibilidad de tiempo y liderazgo.


Publicado por Sano y salvo


Equidad en salud y seguridad del paciente: una mirada desde la salud pública. Entrevista a Santiago Esnaola, epidemiólogo, socio de la la Sociedad Española de Epidemiología (SEE) y de la Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria (SESPAS), ponente en la XI Jornada de Seguridad del Paciente en Atención Primaria

Santiago Esnaola ha colaborado en informes y es socio de la Sociedad Española de Epidemiología (SEE) y, a su través, de la Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria (SESPAS). Ha trabajado como epidemiólogo en el Servicio de Estudios e Investigación Sanitaria del Departamento de Salud del País Vasco. Actualmente está jubilado.

Este es su currículo:

Especialista en medicina familiar y comunitaria; posteriormente se formó en salud pública y epidemiología (U. de Montreal). Ha trabajado como epidemiólogo en la unidad de estudios e investigación del Departamento de Salud del País Vasco. Sus áreas de experiencia incluyen la Encuesta de Salud del País Vasco; la monitorización de las desigualdades en salud (mortalidad, salud percibida, conductas relacionadas con la salud, etc.); y la evaluación del impacto en la salud, como herramienta para introducir la “salud en todas las políticas”.

Presentará la ponencia "Equidad en salud y seguridad del paciente: una mirada desde la salud pública" en la XI Jornada de Seguridad del Paciente en Atención Primaria (Madrid, 20 de Mayo).

Sano y salvo: ¿Cuál es su opinión sobre la temática planteada este año para nuestra jornada sobre seguridad del paciente?

Santiago Esnaola: Entiendo que es un gran acierto destacar la equidad como elemento ineludible al considerar la seguridad del paciente.

S. y s.: ¿Podría transmitirnos cuál será el núcleo de su ponencia?

S. E.: Se analizan las implicaciones de considerar la equidad en salud en nuestra mirada a la seguridad del paciente. La equidad en la atención sanitaria, poblacional e individual, aparece como un requisito para garantizar la seguridad de las personas y los pacientes. Se analiza cómo la equidad y la seguridad del paciente están ligadas en el proceso de atención, en el continuo que va desde los autocuidados hasta una atención profesional de calidad.

S. y s.: ¿Porque cree que es importante que le escuchen los profesionales que trabajan en Atención Primaria?

S. E.: Los servicios de atención primaria juegan un papel clave en el logro de la equidad en la atención sanitaria. La promoción de la equidad en atención primaria puede ayudar a focalizar de forma más efectiva los esfuerzos para alcanzar una atención más segura.

S. y s.: ¿Cuáles son las claves que usted cree que es preciso destacar y transmitir a los profesionales de atención primaria para lograr un impacto real sobre la seguridad de nuestros pacientes?

S. E.: Considerar la equidad en la atención sanitaria implica tener en cuenta los determinantes sociales que, además de determinar el nivel de salud de una persona, condicionan la interacción de la persona con los servicios de salud. Más concretamente, condicionan lo relativo a la accesibilidad, la adecuación y la calidad de la atención y los cuidados; estos aspectos de la atención y de los cuidados están relacionados con la seguridad del paciente.


Publicado por Sano y salvo


Una mejora de la atención sanitaria debe implicar una mejora para pacientes y cuidadores

BMJ ha publicado un editorial sobre el papel de los pacientes y cuidadores en el proceso de mejora de la calidad asistencial. El texto está escrito por la editora de pacientes de BMJ (miembro de la Iniciativa de BMJ para la Colaboración de Pacientes) y la presidenta del Comité Consultivo de Padres de Neonatos de Londres. El artículo está incluido en una serie de BMJ en que participan como autores pacientes y cuidadores. Dado que la seguridad del paciente no es sino un aspecto crítico de la calidad asistencial, consideramos interesante el contenido de este editorial para nuestros lectores.

La mejora de la calidad asistencial es un trabajo en equipo, mucho más efectivo si incluye a los usuarios de los servicios y sus cuidadores. Éstos aportan pericia directa en materia de salud por su vivencia personal, dentro y fuera del sistema sanitario.

Para mejorar la calidad asistencial podemos hacer cosas mejores o podemos mejorar cómo hacemos lo que ya estamos haciendo, pero las dos opciones implican actuar de forma diferente. Los pacientes, sus cuidadores y representantes son una fuente vital de perspectivas diferentes en atención sanitaria.

El ofrecimiento a la participación de los pacientes implica respeto, evitando términos paternalistas. El paternalismo nos impide abrirnos a la experiencia del otro. Debemos reconocer de forma respetuosa todos los conocimientos y habilidades que los otros aportan, ya sea adquiridos a través de su experiencia como pacientes, en su vida personal o profesional.

Si pedimos a los pacientes que jueguen un abanico de papeles desde explicar su experiencia, hasta ser representantes de un grupo más amplio o compañeros de proyecto pueden verse atascados entre dos papeles, sin tener muy claro qué es lo que se espera de ellos.

El nivel de implicación del paciente será diferente en función de los requerimientos de los proyectos y las preferencias individuales, priorizando la calidad sobre la cantidad.

Nueva información no siempre equivale a mejor información, hay que estar atentos a la detección de “la fatiga de la retroalimentación”.

Poner el foco de la atención en la calidad del lenguaje es la base de un diálogo y una colaboración enriquecedores. Muchos pacientes son capaces de describir su dolor con una sola palabra que descubrieron durante su experiencia. Es especialmente importante ser respetuosos con la aparición de nuevas palabras o etiquetas.

En los últimos años hemos vivido una expansión cualitativa de los límites de la tradicional relación médico-paciente, en la que los representantes de los pacientes están ganando confianza en el intercambio de conocimiento con profesionales sanitarios. De todas maneras, queda un largo camino por recorrer antes que todos los sanitarios acepten la colaboración de los pacientes y estos pierdan el miedo a preguntar.

Además de las colaboraciones personales, los pacientes tienen un papel clave en el cambio organizativo para mejorar la atención sanitaria. Se han creado modelos que incluyen a pacientes, cuidadores y representantes en la mejora de las organizaciones sanitarias, pero hay que asegurar que esta implicación sea lo más temprana posible.

Cualquier esfuerzo en la mejora de la calidad puede producir daños colaterales no deseados en los pacientes, si esta es unidimensional (y sin tener en cuenta, por ejemplo, el beneficio de un tentempié durante sesiones de tratamiento intravenoso periódicas o el riesgo de una tostadora en una guardería infantil). La colaboración temprana produce mejoras bilaterales, con una mejor comprensión de la racionalidad de las decisiones y las restricciones con las que todos trabajamos, lo que lleva a un aprendizaje común.

Para los usuarios de los servicios la mejora de la sanidad es personal, mientras intentan combinar el manejo de la enfermedad con la vida diaria. A menudo, lo mejor es lo menos malo de una lista limitada de opciones. Para decidir qué es lo mejor, desde el punto de vista de los pacientes, debemos tener en cuenta que el punto de partida es un evento vital profundamente disruptivo. La vivencia de la enfermedad aporta a los individuos una visión única de enorme valor para los esfuerzos en la mejora de la calidad, que deben reconocer el valor cualitativo de la experiencia del paciente y darle una prioridad equitativa a la experiencia de los profesionales. Los dos elementos combinan perfectamente, aunque nuestro sistema y nuestro lenguaje no siempre lo reflejen.


+ info:

De Iongh A (editor sobre pacientes de BMJ), Erdmann S (presidenta de grupo de padres). Better healthcare must mean better for patients and carersBMJ 2018;361:k1877.


Publicado por Aina Perelló Bratescu


La actualidad en Seguridad del Paciente en un clic: últimos tuits de @sanoysalvoblog

Artículos, noticias y otros contenidos relacionados con la Seguridad del Paciente en general y especialmente en Atención Primaria, publicados en nuestra cuenta de Twitter @sanoysalvoblog*













































































































*El equipo que mantiene @sanoysalvoblog está compuesto por Cecilia Calvo Pita @cecilicp, Aina Perelló Bratescu @aperebrat y Jesús Palacio Lapuente @je_pala.

Realiza la publicación de estas selecciones Txema Coll Benejam @txemacoll


Un indicador para una financiación más justa de la atención primaria. Entrevista a Antoni Dedeu y Cristina Colls, de de la Agencia de Calidad y Evaluación de Cataluña (AQuAS), ponentes en la XI Jornada de Seguridad del Paciente en Atención Primaria

Antoni Dedeu Baraldés y Cristina Colls Guerra son respectivamente Director y Técnica de la Agència d'Informació i Avaluació  Sanitàries (AQuAS)

Estos son sus currículos:

El Dr. Toni Dedeu es actualmente el director de la Agencia de Calidad y Evaluación de Cataluña (AQuAS), Departamento de Salud, Generalitat de Catalunya.

Médico de formación, especialista en Urología y en Medicina Familiar y Comunitaria y máster en Economía de la Salud por la Universitat Pompeu Fabra, máster en Atención Primaria y Comunitaria por la Universitat Autònoma de Barcelona, máster en Gestión Sanitaria por la University of Manchester, Reino Unido y cursos de doctorado por la Universidad de Manchester y Edimburgo. 
Junto con la actividad clínica a nivel hospitalario y en atención primaria, tanto en España y el Reino Unido, el Dr. Dedeu tiene más de 20 años de experiencia en el ámbito internacional en el desarrollo de sistemas sanitarios y evaluación de la calidad sanitaria.

Ha participado en la reforma de la Atención Primaria en la Federación Rusa; en el establecimiento de la Agencia d’Evaluación Tecnológica Sanitaria de Ucrania; en proyectos de desarrollo en países del Sur Este asiático y en países del Este de Europa. Asimismo, Lleva colaborando desde hace más de 15 años con organismos internacionales, como la OMS y la Comisión Europea. 

Fue el Secretario Internacional de la semFYC y Director de la Oficina de Asuntos Internacionales del Departamento de Salud del gobierno catalán. También fue el director de Investigación e Intercambio del Conocimiento del Digital Health and Care Institute, centro de innovación de la Universidad de Edimburgo, Reino Unido.

En el ámbito académico, es autor y coautor de varios artículos en revistas internacionales de alto impacto; así como profesor asociado de la Manchester Business School, coautor de varios libros de sistemas sanitarios comparados e investigador principal en proyectos del 7PM, Horizon 2020, Programa de Salud e Interreg de la Comisión Europea.

Actualmente, es presidente de EUREGHA (European Regional and Local Health Authorities Association) con sede en Bruselas 

La Sra. Cristina Colls es Licenciada en Ciencias Económicas por la Universidad Autónoma de Barcelona y máster en Políticas Públicas y Sociales por la Universidad Pompeu Fabra.
En la actualidad está cursando el máster de Estadística e Investigación Operativa de la Universidad Politécnica de Catalunya.

Actualmente trabaja como técnica en el Observatorio del Sistema de Salud de Catalunya de la Agencia de Calidad y Evaluación Sanitarias de Cataluña (AQuAS). Sus áreas de interés son la evaluación de la calidad de los servicios sanitarios, los sistemas de Información sanitaria y el análisis cuantitativo.

Ha impartido cursos de sistemas d’información y política sanitaria en los másters de Avances en Salud Pública Comunitaria y de Gestión de Servicios de Infermería de la Universidad de Barcelona.

Ambos presentarán la ponencia "Un indicador para una financiación más justa de la atención primaria" en la XI Jornada de Seguridad del Paciente en Atención Primaria (Madrid, 20 de Mayo).

Sano y Salvo: ¿Cuál es su opinión sobre la temática planteada este año para nuestra jornada sobre seguridad del paciente?

Antoni Dedeu y Cristina Colls: Es fundamental tener en cuenta la asociación entre equidad y seguridad del paciente. La equidad influye al mismo tiempo en la salud del individuo y en la calidad de los servicios de recibe. De hecho, en la raíz de muchas situaciones generadoras de riesgos para la seguridad de los pacientes existen problemas de equidad.

S y s.: ¿Podría transmitirnos cuál será el núcleo de su ponencia?

A.D. y C.C.: Para garantizar la equidad de la atención sanitaria se deben destinar más recursos allí donde hay más necesidad, y sabemos que el nivel socioeconómico de la población es un determinante de su salud y por tanto de sus necesidades de atención.
Desde AQuAS hemos elaborado, por encargo del Departament de Salut y del CatSalut, un índice que permite estimar el nivel socioeconómico de todas las áreas básicas de salud de Catalunya. En paralelo a la construcción de este índice, se ha planteado la revisión del modelo de financiación de la atención primaria, incluyendo el índice en su cálculo, además de otras mejoras. Mediante este cambio hemos avanzado en el objetivo de que la distribución de los recursos de la atención primaria se realice en base a criterios de equidad.

S. y s.: ¿Porque cree que es importante que le escuchen los profesionales que trabajan en Atención Primaria?

A.D. y C.C.: Creo que es más importante que seamos nosotros los que les escuchemos a ellos.

Los profesionales de la atención primaria son los más cercanos a la ciudadanía, y por tanto tienen una visión holística de las necesidades de los pacientes, así como de su entorno. Sin embargo, desde las administraciones públicas autonómicas y centrales a menudo no se consigue aprovechar este conocimiento y traducirlo en políticas públicas adecuadas a las necesidades del territorio. La distancia es demasiado grande.

La intención de financiar los servicios de atención primaria conforme a las características demográficas y socioeconómicas de las personas responde a nuestro interés en adaptar las políticas públicas a la realidad del territorio. Pero hay otros aspectos en los que tenemos que mejorar y para ello hace falta trabajar conjuntamente con los profesionales del territorio.

Los profesionales de la atención primaria afrontan as menudo situaciones con riesgo potencial para la seguridad del paciente, sobretodo en algunos barrios y municipios. Este hecho los hace plenamente conscientes de los riesgos derivados de la falta de accesibilidad o de una atención deficiente o no integrada: Si bien más dotación de recursos no se relaciona siempre con más calidad asistencial, dado que existen riegos asociados a la sobremedicalización, la falta de equidad en la distribución de los recursos sí que se traduce en una reducción de la calidad.

Si queremos mejorar la calidad, equidad y seguridad del sistema sanitario, los profesionales de la atención primaria deben tener una posición influyente en la toma de decisiones políticas

S. y s.: ¿Cuáles son las claves que usted cree que es preciso destacar y transmitir a los profesionales de atención primaria para lograr un impacto real sobre la seguridad de nuestros pacientes? 

A.D. y C.C.: Para maximizar la seguridad de los pacientes es importante poder destinar los recursos, que siempre son limitados, allí donde más hacen falta. De esta forma conseguimos controlar dos aspectos generadores de inseguridad: Por un lado los problemas de accesibilidad y calidad ,y por el otro el sobrediagnóstico y el sobretratamiento.

Aunque esto parece obvio, el sistema no incentiva una asignación adecuada de los recursos, empezando por el hecho de que una parte de los ciudadanos no percibe el sobretratamiento como un riesgo para su salud.

La buena noticia es que cada vez van implementándose más iniciativas entorno a la eliminación de prácticas de poco valor o nuevas formas de interacción medico paciente, como es el caso de decisiones compartidas. Muchas de estas iniciativas se están promoviendo especialmente desde el ámbito de la atención primaria que a menudo las lidera.

En paralelo a estas acciones, hace falta una buena comunicación al paciente sobre los riesgos asociados a cualquier tratamiento, evitando actuar en aquellos casos en que los riesgos pueden fácilmente no compensar los beneficios. No obstante, convencer a los ciudadanos de que más atención no implica más salud requiere una estrategia comunicativa más allá de la atención primaria.

S. y s.: Señale cualquier cuestión adicional que estime necesaria

A.D. y C.C.: Como muchos economistas de la salud ya han indicado, introducir criterios de equidad y de coste-efectividad en la prestación de servicios sanitarios nos permite minimizar los riesgos para la seguridad de los pacientes asociados a la coexistencia de situaciones de sobreutilización por parte de unos pacientes con otras de falta de accessibilidad. por parte de otros.


Publicado por Sano y salvo


La actualidad en Seguridad del Paciente en un clic: últimos tuits de @sanoysalvoblog

Artículos, noticias y otros contenidos relacionados con la Seguridad del Paciente en general y especialmente en Atención Primaria, publicados en nuestra cuenta de Twitter @sanoysalvoblog*




































































































































 


*El equipo que mantiene @sanoysalvoblog está compuesto por Cecilia Calvo Pita @cecilicp, Aina Perelló Bratescu @aperebrat y Jesús Palacio Lapuente @je_pala.

Realiza la publicación de estas selecciones Txema Coll Benejam @txemacoll